Undécimo Tango

21 12 2007

El tango aquí estuvo de moda tan reciente como este mes de noviembre. Se hicieron presentaciones, galas en su honor, clases en las academias, etc. Se ha convertido en una apreciación de unos movimientos, descritos por muchas personas que los han presenciado como llenos de increíble pasión y misterio. Tales movimientos parecen haber sido menos descifrados por el selecto público puertorriqueño quizás porque irónicamente es más común para una élite ver y estudiar en esta parte del Caribe tropical e hispanoparlante una representación del ballet clásico ya perteneciente a la cultura universal que del tango, originado entre Buenos Aires y las áreas circundantes al Río de la Plata. No es que me parezca mal la historia del ballet en Puerto Rico y es innegable que es la base en la formación de todo bailarín.

Se oye decir: “Tango!” en un lugar cercano y una pareja en un salón se toma de las manos con los brazos extendidos horizontalmente, juntan sus rostros haciendo que sus cachetitos se besen y se dirigen alargando sus piernas hacia un extremo lateral para luego regresar girando en círculos o con la misma rigidez con la que comenzaron. Si hubiese alguna flor, en especial una rosa (y que sea roja, eh), pues mucho mejor porque complementaría la estampa siendo colocada en alguna de la pareja de bocas de los danzantes que improvisan. El tango significa para muchos un elegante baile para ser observado y ¿quién no ha escuchado decir que es el arte del acto amoroso en pareja mostrado de manera vertical? Los pies se coquetean, las miradas fijas y los cuerpos sincronizados al compás de la música. El tango es mucho más que brillos adheridos al traje de la mujer en escena, las luces haciendo sus efectos y la hipnosis de la presentación en vivo.

El jueves 8 de noviembre, en la noche, se presentó en el Teatro de la UPR el espectáculo Eternal Tango. La actividad era la interpretación de música en vivo de los músicos Héctor del Curto (bandoneón y dirección), Jisso Ok (violonchelo), Gustavo Casenave (piano), Nick Danielson (violín), Pedro Giraudo (contrabajo) y la coreografía de los bailarines Natalia Hills y Francisco Forquera (que han bailado en películas de Hollywood así como en la presentació de Forever Tango desde 1995 en San Frnacisco, Londres y otras partes del mundo) para acompañar el tango. La actividad se concentró en la representación artística y musical de tangos famosos y otros de la propia autoría de Héctor del Curto. El más esperado y aplaudido lo fue La Cumparsita de Matos Rodríguez, que fue interpretada luego de una falsa salida al final del evento. Los temas del amor, desamor y despedidass estuvieron presente en la mayoría de las piezas musicales así como en los bailes cuya intensidad y entrega conmovía al público presente. Había técnica, había devoción, había fuerza, había pasos y entrega en el momento de ejecutar las canciones que se acompañaban de los pies y la concentración de los bailarines. El director Del Curto nos narraba antes de cada propuesta una breve introducción e incluso para hacernos sus confidentes nos reveló que el bebé que esperaba la chelista Jisso Ok era la dulce espera entre ambos esposos. La calidad interpretativa de los músicos, ante un sencillo escenario, y los ágiles e increíbles movimientos de los bailarines se complementaron entre sí. Los músicos tocaban varias piezas y entre un grupo de éstas entraban los experimentados bailarines al escenario, lo que me pareció muy bien ya que creaba un balance para disfrutar y valorar el trabajo y el talento de todos los artistas. Este fue un gran acierto que nos permitió disfrutar de manera más cómoda y apreciar mejor la actividad. Aunque debo admitir que esperaba un espectáculo totalmente bailado con música previamente grabada de fondo y quizás hubiese preferido ver más números de tango bailados (el baile es mi aficción) pero sin sacrificar la música en vivo que escuché. Hubo un momento en particular en que me desconcentré a mí misma del escenario y me sentí muy privilegiada de estar viendo un espectáculo de tango de gran calidad frente a mis ojos ya que es algo poco cotidiano. No es tan común porque no tenemos desde nuestro país tanto acceso a oportunidades como éstas tanto como nos gustaría. Es algo que debe remediarse porque esta música y su danza provienen desde la cercana Argentina… cercana en el idioma, en su cultura y en ser la cuna del baile que tantas pasiones despierta en nuestro pais tanto en cantantes de tangos de pecado como en seguidores.


Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: